No importa que Guaidó sea socialista, hay que acabar con Maduro

0
186

Después de años de privaciones, dificultades y luchas populares, a menudo violentas, contra un régimen ilegítimo, la situación en Venezuela está llegando a un punto crítico. Ha surgido un sucesor, que convierte a los militares poderosos y corruptos en el árbitro final de los acontecimientos, que todavía están muy en la balanza . En un esfuerzo coordinado con la mayor parte del hemisferio occidental, Estados Unidos respaldó el reclamo interino de la presidencia de la Asamblea Nacional legítimamente electo, Juan Guaidó, a la presidencia por sobre el dudoso y aferrado déspota socialista Nicolas Maduro. 

Para Maduro los Estados Unidos han orquestado un “golpe de estado”.

+ posts

Leave a reply

Ir a la barra de herramientas