Matrimonio Gay

El matrimonio gay expande la libertad

1
64

Por Richard Lorenc

De todas las conversaciones que tengo con amantes de la Libertad, algunas de las que son más picantes  y provocativas son las relacionadas con el matrimonio gay.

Aunque los libertarios quieren al Estado fuera de la esfera la vida privada de las personas, algunos no quieren que el matrimonio gay sea una realidad porque significaría expandir aún más el Estado, y solo cuando se promueva la eliminación de la intromisión del Estado en el matrimonio, será adecuado unirse a la causa.

Esa manera de razonar es poco práctica para la causa de la Libertad.

Primero que todo, hablaré desde lo práctico. Legalmente hablando, el matrimonio es una faceta de la libertad de asociación como cualquier otro contrato entre dos personas. La diferencia más importante entre el matrimonio legal y otros tipos de contrato es la credibilidad que éste le confiere a quienes firman. Pregúntele a cualquier universitario en la calle qué necesita una pareja para casarse y le responderá que dos adultos, un líder religioso y un burócrata; pero si se ha de elegir solo un oficiante, se elegiría al burócrata. En otras palabras: los libertarios tenemos que vivir en la realidad ya que la mayoría de gente piensa que el gobierno confiere alguna clase de legitimidad extra en la unión de dos personas.

Dada la aceptada casi universalidad que, por espontaneidad o adoctrinamiento, el Estado juega en el matrimonio, se requerirá muchos más años de preparación para que la gente entienda que el Estado no tiene nada qué legitimar en el matrimonio, si es que puede legitimar algo. Que el individuo vea que el Estado es un elemento necesario en el matrimonio es, probablemente, el mayor obstáculo que tienen las personas amantes de la Libertad.

Todos los libertarios deben apoyar el matrimonio gay

Por lo anterior es que los libertarios deben apoyar el creciente movimiento que busca eliminar la prohibición del matrimonio gay. Dicha actitud es compatible con el Estado de Derecho, Imperio de la Ley (Rule of Law). Los libertarios reconocen que la ley debe aplicarse a todos por igual, sin privilegios.

Es vital para los libertarios, aprovechar estas banderas para expandir el Imperio de la Ley hacia el matrimonio gay como medio para expandir la libertad de asociación. También nos sirve para mostrar a escépticos que los libertarios estamos a favor de la libertad individual. 

Debemos acabar la discriminación

Apoyar la legalización del matrimonio gay es una de las maneras realistas para acabar la discriminación y exclusión a la que somete nuestra aberrada legislación, además de hacer avanzar la Libertad.

Legalizar estas asociaciones deja la autoridad del Estado en su lugar, además lo fuerza a distribuir su poder de una manera menos discriminatoria, lo cual es una victoria para el Imperio de la Ley.

Como libertario, todos los días batallo para traer gente a la luz y hacerles ver que el Estado no tiene algún privilegio en Autoridad Moral. Hasta el libertario más imperfecto debe entender que luchar por el matrimonio igualitario está del lado de la Justicia.


El artículo completo en inglés lo puedes leer aquí.

Leave a reply

Ir a la barra de herramientas