Los venezolanos deben dejar su mentalidad socialista

1
267

¿Qué se hace en libertad? Además de adquirir bienes, algo que es automático cuando el yugo del absolutismo se acaba, recuperar el propio uso de la razón es sin duda, la tarea más difícil. Por ejemplo, hasta el sol de hoy vemos como Alemania posee aún diferencias marcadas dentro de su territorio.

Luego de 28 años, derribaron el muro en 1989 y son evidentes dos generaciones totalmente distintas, una que quedó con la secuela del despotismo vivido y otra que nació en libertad. No se han podido mezclar luego de 29 años del acontecimiento que estremeció al mundo (para extender, revise aquí).

En este sentido, recuperar o tan siquiera crear criterio propio, lo que implica también ejercitar el sentido común son necesarios para dejar la servidumbre, donde no obedecer puede costar la vida. Es una actitud que deberá tomar Venezuela, por ejemplo, cuando recupere su libertad (que al parecer no está tan cerca, si vemos que socialismo quiere derrocar otro socialismo). El cuestionar la caja CLAP, las misiones, dejar de celebrar el que venga la luz o el agua, exigir justicia para todo aquel que cometió delito (de uno y otro bando), romper con el mesianismo; serán acciones propias y necesarias en la recuperación de la libertad.

En un país donde el obedecer al tirano no es voluntario, el ciudadano poco a poco se doblega por las distintas estrategias de sumisión puestas en práctica. Nadie creería en 1998 que para el 2019 serían normales las “teticas” de café, leche y azúcar en la economía informal venezolana, al muy estilo cubano.

Inmanuel Kant lo expone en su libro Ensayos sobre la paz, el progreso y el ideal cosmopolita, donde también explica que diversas actividades imposibilitan a deshacernos de la obediencia, por ejemplo: ser militar, cuando es dificultoso argumentar sobre la utilidad o pertinencia de una orden, simplemente se cumple o se está en problemas; pero el autor da a entender que no es una traba para la racionalidad. Un militar puede y debe dar las observaciones necesarias para que sean evaluadas en su oportunidad.

De igual manera, el hecho de pagar o no impuestos, hacen la diferencia entre perder dinero o ir a la cárcel. Así, como el ejemplo anterior, parte de tener criterio propio es que podría ponerse en juicio público los argumentos sobre lo justo o no de pagar impuesto, ¿son o no un robo?, por ejemplo.

¿Qué significan estas acciones? Son el entendimiento actuando, alejado del parasitismo en el que los ciudadanos se acostumbran a que otros piensen por ellos. La plena libertad, permite que las personas razonen lo que les afecta o disfrutan. Mejorar la calidad de vida implica comprender el contexto, entendiendo el presente y avizorando el futuro.

Mientras tengamos quien nos haga o mantenga, será imposible que las ideas y cuestionamientos salgan a la luz. Hay que verlo como aquel joven de 18 años al que la madre le hace todo y sin ella, el animalito adolescente indefenso no podría consigo mismo. Le conviene razonar y reaccionar, o morir.


 

+ posts

Lic. Filosofía. Analista político.
Conferencista internacional.
Defensora de los tres derechos fundamentales: vida, propiedad y libertad.

Ir a la barra de herramientas