El virus de la Corona es un poroto al lado de la casta política

0
62

 

¿Quieren crecimiento económico? Traten como dioses a todos aquellos que crean riqueza en el mercado, el empleo es consecuencia.

La clase política es exactamente lo inverso a la clase empresarial, los primeros, representan el robo y la coerción, los segundos, la libertad y la razón. Es decir, son la base moral en cual descansa todo el progreso de la humanidad, los políticos…son su cáncer.

En medio de tal incertidumbre socio-económica, y notable confusión, estamos pagando por años de negligencia y soberbia política. Si el Estado se endeuda para pagar el gasto corriente y erogaciones, entramos en default, si aumenta impuestos, quebraría la naranja de la cual vive, es decir, sus contribuyentes. Con una presión fiscal del 70% del PBI ¿Cuánto más podríamos sobrevivir?. Si emite, sería el último empujón a estallar en hiper-inflación, tal y como se hizo el último mes en calidad de créditos a pagar sueldos y subvenciones.

-Algunas reflexiones:

Los italianos que venían a Argentina[1] con una mano adelante y otra atrás, conseguían trabajo, se casaban, se hacían una casa cooperando entre sí, tenían muchos hijos, alimentaban y educaban con valores. Hoy el mismo tipo vive de una asignación universal, festeja a algún político o lee a tipos como Marx, Chomsky y muere en su ignorancia.

Si el gobierno agobia al sector productivo con una presión fiscal desmesurada y con una legislación laboral ruinosa, si además triplica la moneda circulante produciendo una inflación galopante, si el comerciante no transfiere al precio los costos derivados de los desaguisados del gobierno, se funde, siendo que terminaría vendiendo su producto por debajo del costo, o mejor dicho, el Estado lo funde. Si termina tranfiriendo al precio todos los costos compelidos por el gobierno, y no encuentra compradores de su producto a un precio estrafalario debido exclusivamente al peso del Estado en la economía, tambien se funde, o mejor dicho, también lo funde el Estado. En los países donde la presión fiscal ronda el 70% sobre el PBI, nueve de cada diez negocios que quiebran los funde el Estado, y sólo uno se funde por la impericia de su dueño.

Cuál es la diferencia? A principios del siglo XX la presión fiscal era cercana al 5%, los políticos eran pocos y de clase media. La economía estaba totalmente desregulada, no había sindicatos ni conquistas sociales. No existía la legislación laboral. Hoy la presión fiscal es casi del 70% del PBI, hay regulaciones hasta para salir de sus casas, hay políticos y sindicalistas a granel que todos son millonarios en detrimento de sus productores.

Trabajo duro, ahorro, inversión, crecimiento: Singapur, Japón, Nueva Zelanda. Expoliación fiscal, descapitalización, desinversión, estancamiento, decrecimiento: Cuba, Argentina, Venezuela.

Decía Winston Churchill- “Muchos ven al emprendedor como al lobo que hay que abatir, otros como la vaca que hay ordeñar, pero muy pocos como el caballo que tira del carro”.

Notas: [1] Dedicado a la familia Giudici, evidencia vívida y empírica del esfuerzo y progreso humano. En agradecimiento del esfuerzo actual.

*En la imagen vemos quizás al mas particular de ellos, tipo duro de la vieja escuela, pero admirable en fin.

ojeda.97.mariano@gmail.com | Web | + posts

Estudiante de Derecho y Economía.
Argentino.

Leave a reply

Ir a la barra de herramientas