NFL Football Americano

Los estadios de fútbol americano son templos de corrupción empresarial

0
207

Antes de leer todo el texto, quiero que tengan esta pregunta en la cabeza: ¿pasará esto en Colombia? ¿Pasará esto en mi ciudad?

Jean Torres.


La NFL es una de las organizaciones sin ánimo de lucro más subsidiada en la historia de Estados Unidos. Además es excelente en tacklear al contribuyente gringo.

No debería sorprendernos que la NFL sea tratada como una religión debido a sus fervientes seguidores que adoran esta liga. Para los que no saben, la NFL recibe el mismo trato que una Iglesia en cuando a impuestos ya que está exento de ellos, mediante al código 501 (c) 6 de la IRS. La legislación ha clasificado esta organización como una asociación Sin Fines de Lucro desde 1942.

La NFL recibe un trato político sospechosamente especial

En los pasados 20 años se han creado 101 instalaciones deportivas en los Estados Unidos. De acuerdo con la profesora Judith Grant Long, el contribuyente ha pagado cerca del 70% de esas obras y lo más curioso es que no ha salido ni un centavo de los bolsillos de los equipos de fútbol americano o sus dueños. El resto de la financiación viene de bonos municipales exentos de impuestos.

Como si se tratara de las organizaciones financieras “demasiado grandes para fallar”, la NFL recibe un trato político especial que es fuertemente protegido por una trinchera de regulaciones antimonopolio. También es sorprendente que el comisionado de la NFL gane casi el doble que los CEOs de Goldman Sachs y Chase Bank.

Sin embargo, el regalo más precioso que tiene la liga de fútbol americano, es la ley 89-800 que les brinda un privilegio estatal para ser los únicos que puedan transmitir los partidos. Walmart y BP deben estar muriendo de la envidia… Dicho privilegio fue concedido con una única y ridícula condición: no programar ningún partido durante las noches de los viernes y sábados de invierno, porque es el tiempo que la mayoría de Colleges y escuelas tienen sus encuentros deportivos.

La NFL es un claro ejemplo de parasitismo empresarial

Mientras la NFL se escuda en un falso discurso de libre Mercado, muchas ciudades, condados y estados están siendo desangrados para financiarles servicios de alcantarillado, electricidad y otras adecuaciones que necesiten esos monumentos de corrupción empresarial.

Muchos equipos han hecho de los subsidios un negocio rentable ya que terminan recibiendo más dinero que el necesario para mantener sus instalaciones. Debido a esto, muchos ciudadanos pagan el alto precio de vivir por debajo de la línea de la pobreza.

Mientras esta alianza macabra entre empresarios corruptos y políticos continúe, los equipos de la NFL seguirán siendo más importantes que el contribuyente ordinario.

El artículo original se encuentra aquí.

+ posts

Vladimir Gutiérrez Fernández, es Economista de la universidad Santo Tomás de la ciudad de Bucaramanga, especialista en Gerencia de Exportaciones, diplomado en Mercado de Capitales, certificado como Auditor de Calidad, actualmente se desempeña como emprendedor y es docente en la universidad UNICIENCIA de la misma ciudad.

Leave a reply

Ir a la barra de herramientas